Orientación Vocacional para la transformación social


Tal y como afirma Virginia Luviano en su artículo "La Orientación Vocacional como un modelo de cambio dentro del sistema educativo" se hace necesario ubicar la Orientación como una disciplina que promueva el cambio social, no sólo en el sistema educativo, sino también como transformadora de desarrollo social, cultural, político y económico.
Esta transformación que debe liderar la Orientación debe ayudar, primeramente, a que el ser humano llegue a ser lo que quiere ser, desarrollándose integralmente y que ésto repercuta en el progreso de nuestra sociedad.
De este modo, la Orientación Vocacional, no sólo se convierte en un modelo de ayuda educativa para las personas, sino que además debe ser un agente de cambio en las mismas estructuras de las organizaciones educativas y facilite un crecimiento de los miembros educativos a nivel personal, profesional y social.
Por otro lado, como profesionales que trabajamos con adolescentes dentro del sistema educativo, tenemos que facilitar que nuestros estudiantes descubran por sí mismos sus potencialidades y limitaciones para que puedan enfrentarse a la realidad social y profesional que se encuentran.
Sin embargo, esta tarea que asumimos responsablemente debe realizarse como un proceso que debe iniciar desde la infancia y darle un especial énfasis durante la etapa colegial, con el objetivo de formar ciudadanos responsables que puedan integrarse adecuadamente al mundo académico y laboral.
Por último, es importante destacar que estas intervenciones que realizamos como profesionales de la Orientación con adolescentes deben ser congruentes con sus necesidades y con el contexto en que se encuentren.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada